Píldora o Pastilla del día después

La pastilla del día después es un método de emergencia para prevenir el embarazo después de que una mujer tuvo relaciones sexuales sin protección o cuando ha fallado el método anticonceptivo que utiliza.

Tiene la finalidad de ser solamente un anticonceptivo de respaldo y no debe usarse como método anticonceptivo primario. Además, la pastilla del día después puede fallar, incluso si se utiliza correctamente, y no ofrece protección contra las infecciones de transmisión sexual.

Los efectos secundarios suelen durar solo unos días y son entre otros:

- Náuseas o vómitos

- Mareos

- Fatiga

- Dolor de cabeza

- Sensibilidad en las mamas

- Sangrado entre períodos menstruales o sangrado menstrual más abundante

- Dolor o calambres en la parte baja del abdomen

Si se vomita dentro de las dos horas después de haber tomado la pastilla, hay que ponerse en contacto con el profesional de salud para saber si hay que tomar otra dosis.

No tener relaciones sexuales hasta que no se comience con otro método anticonceptivo. La pastilla del día después no ofrece protección duradera contra el embarazo. Si se tiene relaciones sexuales sin protección en los días y semanas posteriores a su toma, se corre el riesgo de quedar embarazada.

Podría demorar tu período menstrual hasta una semana. Si no tiene su período en un plazo de tres a cuatro semanas de haber tomado la pastilla del día después, tiene que realizarse una prueba de embarazo.

 

En Clínica Trotula estamos especializados en salud femenina y nuestras profesionales están comprometidas en dar la mejor atención.

Llámanos al
950 282 882
si necesitas asesoramiento personalizado.